martes, 1 de marzo de 2011

La gran mentira

Desgraciadamente, la sociedad española ha aprendido muy deprisa a moverse con demasiada facilidad en el terreno de la mentira. Hoy en día el engaño se asume con total normalidad y, en algunos casos, se consiente y hasta se perdona.


En la Comunidad de Madrid una de las grandes mentiras es la Educación pública, que se supone gratuita. Muchas madres y padres saben de lo que estoy hablando, son conscientes de que si sumamos el gasto en libros de texto, comedor, uniformes y ampliaciones de horario para la conciliación familiar y escolar la cuenta asciende a la friolera de 200 euros al mes ¿Quién dijo gratis? Y entretanto, el Partido Popular y Esperanza Aguirre asignan una ayuda de 90 millones de euros a los colegios privados y facilitan a los padres la desgravación fiscal de las cuotas mensuales de ese tipo de centros ¿Por qué no hace lo mismo con las familias que han elegido un colegio público?


Más de lo mismo sucede en Alcobendas. Aquí el Partido Popular y su alcalde, Ignacio García de Vinuesa, quitó de un plumazo las becas de comedor y cedió terreno público, terreno de todos, a una empresa para construir un colegio privado con la excusa de que los padres tienen derecho a elegir la educación de sus hijos. Nadie lo pone en duda, lo único que decimos es que NO a costa de lo que es de todos. Porque lo público -y ese terreno lo era- es de todos los vecinos.


En el último pleno municipal, los Socialistas de Alcobendas hemos presentado una moción para solicitar, una vez más, que el Ayuntamiento recupere las becas de comedor y pague los libros de texto en el próximo curso. También una vez más el Partido Popular ha dicho NO. Eso sí, enseguida ha sacado a relucir los ‘famosos’ 14 millones de euros que tanto juego le están dando al señor Vinuesa. Primero ‘vendió’ que eran 11, luego 12, y ahora ya son 14, invertidos en ‘chapa y pintura’. Lo que no dice el alcalde de Alcobendas es que los millones tenía que haberlos pagado Esperanza Aguirre, porque la Educación también es su competencia. Una vez más el señor Vinuesa ha utilizado el dinero de todos para ‘tapar’ las deudas de la Comunidad de Madrid.


Imagino que llevados por la proximidad de las elecciones, el PP se ha inventado un rebuscado juego de palabras para convencernos de que no pasa nada si son los vecinos de Alcobendas quienes pagan la comanda. Pues señor Vinuesa, sí que pasa. Su incumbencia como gobierno municipal le obliga a negociar con las administraciones que tienen las competencias, a firmar convenios que plasmen los acuerdos en el papel, en ningún caso, a asumir el gasto y pagar las facturas a Esperanza Aguirre, como ha sucedido con la construcción de los dos nuevos centros de salud. ¿A cambio de qué? Según el señor Vinuesa “ya se nos compensará”.


No nos merecemos este alcalde.

8 comentarios:

  1. ¿Sería complicado hacer en la calle y en los centros públicos, encuestas sobre las mejoras y recuperación de los derechos? para que vean los vecinos que se cuenta con ellos y que se les da protagonismo y se pide su colaboración.

    ResponderEliminar
  2. A ver si de una vez conseguimos que se aplique en Alcobendas el Artículo 27 de la Constitucion en lo referente a la gratuidad de la enseñanza basica que es obligatoria y gratuita. Si hay que pagar libros, ya no es gratuita

    Artículo 27.

    1. Todos tienen el derecho a la educación. Se reconoce la libertad de enseñanza.

    2. La educación tendrá por objeto el pleno desarrollo de la personalidad humana en el respeto a los principios democráticos de convivencia y a los derechos y libertades fundamentales.

    3. Los poderes públicos garantizan el derecho que asiste a los padres para que sus hijos reciban la formación religiosa y moral que esté de acuerdo con sus propias convicciones.

    4. La enseñanza básica es obligatoria y gratuita.

    5. Los poderes públicos garantizan el derecho de todos a la educación, mediante una programación general de la enseñanza, con participación efectiva de todos los sectores afectados y la creación de centros docentes.

    6. Se reconoce a las personas físicas y jurídicas la libertad de creación de centros docentes, dentro del respeto a los principios constitucionales.

    7. Los profesores, los padres y, en su caso, los alumnos intervendrán en el control y gestión de todos los centros sostenidos por la Administración con fondos públicos, en los términos que la Ley establezca.

    8. Los poderes públicos inspeccionarán y homologarán el sistema educativo para garantizar el cumplimiento de las Leyes.

    9. Los poderes públicos ayudarán a los centros docentes que reúnan los requisitos que la Ley establezca.

    10. Se reconoce la autonomía de las Universidades en los términos que la Ley establezca.

    ResponderEliminar
  3. ¿Cuántos libros y cuántas becas de comedor se hubieran podido comprar y conceder con los doce millones de la recompra de la parcela, operación por la que está imputado el Vinue S.A. (ya dije en algún otro comentario que ya me negaba a llamarle Sr.)? O cuántas viviendas de protección pública o tantas cosas para el disfrute de los ciudadanos. No creen en lo público porque para ellos no existe el beneficio social sólo el beneficio económico.
    En todo caso sería magnífico que en todas partes los socialistas tuvieran claro lo de que no se deben ceder terrenos públicos a empresas para sus negocios privados. Rafa recuérdaselo a los compañeros de Parla.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Señor Sánchez, ¿estudió usted en un centro público o en un centro concertado?

    A los vecinos de Alcobendas nos interesa mucho.

    ResponderEliminar
  5. Señor Sánchez, usted critica continuamente la enseñanza privada y concertada y en este post critica también la desgravación de las cuotas de los colegios privados. ¿Cree usted que el actual nivel de calidad de la enseñanza pública se podría mantener si no existieran los otros tipos de educación?

    Veo mucha hipocresía en sus palabras. Gracias a que otros eligen "lo privado" en vez de lo público, podemos mantener el actual nivel de calidad de los servicios públicos. Y no se olvide de que los que eligen "lo privado", tambien pagan con sus impuestos todos los servicios públicos, aunque no los utilicen.

    ResponderEliminar
  6. Pero Rafael, las becas comedor y de libros tambien son competencia de la Comunidad de Madrid. Y sin embargo tu ves lícito asumir esa competencia, imagino tambien de cara a elecciones, pero no la de en vez de solo mantener, invertir recursos municipales en los colegios públicos. No creo que lo publiques, no publicas nada que te lleve la contraria. Eso lo llamarás libertad de expresión.
    Pedro

    ResponderEliminar
  7. En la viña del señor tiene que haber de todo..... y gente que piensa que porque otros estudien en colegios privados, la ensañanza pública mejora.

    Decirles que yo estudié en este tan demandado colegio concertado que hay en Alcobendas y eramos 40 x clase. Ahora mis hijos van a publico. Un publico de linea tres saturado en las aulas de infantil con 4 clases por curso.

    Un publico donde solo el comedor sale x mas de 100€ x niño (gratuidad???), donde las becas de libro ya no se conceden en infantil y a ls de comedor no podemos optar.


    Si cree alguien que donde haya estudiado uno tiene algo que ver para justificar que la educación publica cada vez es peor, entonces xq se ha invertido tanto en La Moraleja?? xq el sr Vinuesa se cree de Alcobendas cuando vive allí???

    Venga, dejemos de decir sandeces, que los que viviemos las restricciones en materia educativa, somos los mas perjudicados. Y no basta con pintar un cole para que funcione.

    ResponderEliminar
  8. Vecino,
    Rafael no ha criticado en ningún momento la escuela privada o concertada.
    Pero sí defiende la escuela pública, porque es la educación a la que tienen derecho todos los españoles.
    Hay que cuidar la enseñanza pública (igual que la sanidad), porque no todo el mundo puede plantearse llevar a sus hijos a una escuela privada o concertada.
    Tú que puedes hacerlo, piensa, sopesa y elige a que cole llevas a tus hijos.
    Pero hay mucha gente que no puede hacerlo, y la escuela pública debe ser de calidad, Y GRATUITA.

    ResponderEliminar