lunes, 9 de abril de 2018

Por unas pensiones dignas

Las políticas del PP han vaciado la hucha de las pensiones y ahora están en peligro. Las pensiones son una conquista de la socialdemocracia que hay que defender ante los ataques de la derecha neoliberal que pretende hacer negocio privatizándolas poco a poco.


Los socialistas no vamos a consentir que las pensiones públicas desaparezcan, ya que son un derecho tras toda una vida de trabajo. Además, tampoco vamos a consentir que las cuantías de las pensiones sigan reduciéndose con subidas tan ridículas como la que ha aprobado el Gobierno del PP. Los socialistas queremos unas pensiones públicas y dignas.

.

miércoles, 14 de marzo de 2018

Todos los días deben ser 8 de marzo


El pasado 8 de marzo la sociedad española ofreció un ejemplo modélico de movilización por la igualdad entre hombres y mujeres. La tradicional fecha para reivindicar la igualdad efectiva rompió todos los moldes, y cientos de miles de personas, tanto mujeres como hombres, salimos a la calle en toda España, también en Alcobendas, para reivindicar un futuro diferente para la mitad más desfavorecida de la población, que es la femenina.

Las mujeres sufren, además de una violencia machista injustificable que hay que derrotar cuanto antes, más paro, más pobreza, y tienen menos oportunidades laborales y para hacer carrera profesional. Se sigue defendiendo en muchos ámbitos sociales que las mujeres no pueden asumir grandes responsabilidades porque eso sigue siendo ‘cosa de hombres’. Eso, además de injusto, es falso. Las mujeres están hoy más preparadas que nunca. Las mejores notas y la mayoría de las plazas universitarias llevan un nombre femenino. El mundo está cambiando, y la sociedad empieza a exigir que esos cambios se hagan realidad.

Mientras tanto, tenemos un presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, que no se atreve ni siquiera a criticar la injusta brecha salarial. Es la expresión de una derecha que no se atreve a defender sin excusas los derechos de las mujeres a vivir una vida en igualdad de condiciones que los hombres. No se atreven porque tienen miedo al cambio y a que las cosas ya no sean como antes. No se dan cuenta de que la vida es un constante movimiento, y que, si nos quedamos quietos demasiado tiempo, perdemos oportunidades que muy difícilmente volverán a presentarse.

El pasado 8 de marzo demostró que la sociedad española no sólo está preparada, sino que reclama cambios urgentes e inmediatos. Uno de esos cambios es reconocer la igualdad real y efectiva entre hombres y mujeres. Los socialistas lo sabemos y lo llevamos en nuestro ADN.

jueves, 8 de marzo de 2018

Todos los días son 8 de marzo



El 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, los socialistas de Alcobendas apoyamos los paros de dos horas por turnos convocados por los sindicatos UGT y CCOO. Ya lo hicimos público en una Moción en el pasado Pleno municipal del 27 de febrero. Pero el resto de partidos (menos IU), votaron en contra, a pesar de que hay muchas razones para ir a la huelga. La igualdad es nuestro objetivo y las mujeres están todavía lejos de alcanzarla por estas causas, entre otras:

-       La brecha salarial afecta a todas las profesiones y las mujeres siguen cobrando menos por el mismo trabajo que hacen los hombres: El salario promedio anual femenino en 2015 fue en la Comunidad de Madrid un 20% inferior al de los hombres. Mientras las mujeres madrileñas ganaron de media 23.470 euros/año, los hombres recibieron 29.314 euros/año. Esta brecha aumenta con la edad.

-       El paro sigue afectando más a las mujeres que a los hombres: en Alcobendas, las mujeres de más de 45 años ya son casi el 30% de las personas sin trabajo.

-       Precariedad laboral: Dos de cada diez mujeres madrileñas tienen contrato a tiempo parcial y representan más del 70% del total de trabajadores con dicha jornada.

-      El desigual reparto de las responsabilidades familiares que recaen principalmente en las mujeres condiciona su vida laboral.

-       La violencia machista sigue campando a sus anchas, matando y atemorizando a muchas mujeres que siguen sintiéndose solas frente a su agresor. Tenemos que darle la vuelta a su miedo y que sea el agresor el que se sienta solo. Por eso es fundamental que todos y cada uno de nosotros, así como las entidades públicas y privadas, anunciemos públicamente nuestro rechazo a la violencia machista. Esta es la razón por la que los socialistas nos hemos adherido al Pacto Social por el Fin de la Violencia hacia la Mujer en Alcobendas, y pedimos que se haga público el nombre de las entidades que decimos basta a la violencia. 


No puede haber una sociedad verdaderamente democrática si no somos capaces de eliminar los comportamientos y actitudes machistas que atentan contra más de la mitad de la población.

Por eso, los socialistas de Alcobendas acudiremos el 8 de marzo a la manifestación en Madrid que se celebrará a las 19:00 horas desde Puerta de Atocha hasta Plaza de España. Saldremos desde la estación de Cercanías de Valdelasfuentes a las 17:45 horas.

Y el domingo 11 de marzo estaremos en la Marcha por la Igualdad de Alcobendas que organiza AMPPIA. Saldrá a las 12:00 horas de la Casa de la Mujer (C/Málaga 50) hasta la plaza del Ayuntamiento.

¡Te esperamos!

jueves, 15 de febrero de 2018

¿Esto es todo, señor Vinuesa?

Han tardado, pero al final Alcobendas tiene presupuestos para 2018. No está mal, tan solo un mes y medio con el año empezado: en el pasado hemos tenido que esperar hasta cuatro o cinco meses. Pero si pensábamos que la espera iba a merecer la pena porque Vinuesa y el PP nos iban a sorprender con un proyecto nuevo para la ciudad, entonces nos hemos equivocado. Un año más, el PP nos presenta más de lo mismo, ningún proyecto de futuro. El PP y Vinuesa llevan casi once años en el poder, y ya se les ha acabado su capacidad de sorprender.

Hay grandes necesidades en Alcobendas: la limpieza, luchar contra los atascos, apostar por el medio ambiente, etc. Pero, sobre todo, hay que trabajar para salvar al Barrio Centro, cada día más abandonado. El PSOE hemos propuesto que los presupuestos incluyeran tres millones de euros para un plan de recuperación que llamamos “Reinventa el Centro”. Es un comienzo para mejorar nuestra ciudad, pero el PP ha dicho no.

A Vinuesa y al PP no les cuesta acusar al resto de partidos de desleales cuando no apoyamos sus políticas, pero cuando desde la oposición presentamos un plan serio y necesario para recuperar el corazón de Alcobendas, nos dan un portazo en las narices. Once años después de criticar el presunto caciquismo del alcalde, Vinuesa se comporta igual, o peor. Es como el perro del hortelano: ni come ni deja comer.


Todavía queda poco más de un año para las elecciones municipales: serán el 9 de junio de 2019. Hasta entonces toca a los vecinos esperar y, lamentablemente, ver cómo se pierde el tiempo desde el Ayuntamiento por la falta de proyectos de futuro de un PP agotado. Al final, el 10 de junio de 2019, cuando el PP ya no gobierne Alcobendas tras doce años en el poder, echaremos la mirada atrás en el tiempo y nos preguntaremos, ¿esto es todo, señor Vinuesa? 

miércoles, 31 de enero de 2018

El PP de Alcobendas está en crisis

El PP y Vinuesa gobiernan Alcobendas desde hace diez años, y el balance es evidente: Vinuesa ha fracasado. No es capaz de sacar adelante sus planes urbanísticos, no es capaz de llevar a cabo sus promesas de rehabilitar el Distrito Centro, y, sobre todo, no es capaz de gestionar la limpieza en las calles. Queda un año y medio para las elecciones municipales, y hasta entonces queda esperar mientras el PP sigue perdiendo el tiempo de los vecinos y vecinas sin hacer los cambios y avances que Alcobendas necesita urgentemente.


La limpieza de las calles siempre ha sido un sello del buen hacer de Alcobendas. En 30 años de gobiernos socialistas nunca hemos vivido la situación de crisis que están sufriendo nuestras calles: con manchas pringosas en las aceras, papeleras llenas que no se recogen y contenedores a rebosar durante días. La responsabilidad es de Vinuesa y de su equipo, ya que en 2014 firmaron un contrato millonario para la limpieza de las calles que fue una chapuza y provocó un conflicto entre empresas que llegó a los tribunales. Y sigue coleando. Mientras tanto, los alcobendenses sufriendo las consecuencias.

Y en La Moraleja, donde el PP ha conseguido cambiar el Plan Urbanístico para hacer viviendas, han sido los juzgados los que han parado las obras y la Comunidad de Madrid (que está gobernada por el mismo PP) la que ha denunciado esta operación. Vinuesa y el PP apuestan por la especulación urbanística, pero no se dan cuenta de que esa época ya ha pasado. La gente quiere un futuro para la mayoría, no para unos pocos y encima forzando la ley.

Aquí puedes echar un vistazo a nuestra próxima revista en la que contamos lo que está pasando en Alcobendas, pinchando en la imagen: